Cirujano que más opera en el Perú.

«Dr Julio Atencio, más experiencia, más seguridad, mas confianza»

¡Dile adiós al dolor de manos del Dr. Julio Atencio, especialista en cirugía de hernia hiatal o enfermedad de reflujo gastroesofágico!

Rápida Recuperación
Mínima Invasión
No Deja Cicatrices

Hernia Hiatal y la Enfermedad de Reflujo Gastroesofágico (ERGE)

La hernia hiatal y la ERGE son condiciones gastrointestinales que afectan a muchas personas, impactando la calidad de vida y la salud digestiva. Vamos a sumergirnos en lo que son, por qué ocurren y cómo podemos enfrentarlas de manera efectiva.

¿Qué es una Hernia Hiatal?

Una hernia hiatal ocurre cuando la parte superior del estómago se desplaza hacia arriba, pasando a través del diafragma y alcanzando el tórax. Este movimiento puede causar síntomas relacionados con la acidez estomacal y el reflujo.

La ERGE, o enfermedad de reflujo gastroesofágico, es una condición en la que los contenidos estomacales regresan al esófago, provocando irritación. Esta irritación crónica puede llevar a complicaciones como el esófago de Barrett.

  • Hernia Hiatal: Contribuye al reflujo al debilitar la barrera entre el estómago y el esófago.
  • Relajación del Esfínter: Un esfínter esofágico inferior débil puede permitir el flujo inverso de ácidos estomacales.
  • Obesidad: El exceso de peso aumenta la presión abdominal, favoreciendo el reflujo.
  • Acidez Estomacal: Sensación de ardor en el pecho.
  • Regurgitación: El retorno de alimentos o líquidos al esófago.
  • Dolor Torácico: Malestar en el área del pecho.

Evitar alimentos picantes y grasos, así como comer porciones más pequeñas.

La ERGE en Detalle

La ERGE, o enfermedad de reflujo gastroesofágico, es una condición en la que los contenidos estomacales regresan al esófago, provocando irritación. Esta irritación crónica puede llevar a complicaciones como el esófago de Barrett.

Causas Comunes
  • Hernia Hiatal: Contribuye al reflujo al debilitar la barrera entre el estómago y el esófago.
  • Relajación del Esfínter: Un esfínter esofágico inferior débil puede permitir el flujo inverso de ácidos estomacales.
  • Obesidad: El exceso de peso aumenta la presión abdominal, favoreciendo el reflujo.
Síntomas Reveladores
  • Acidez Estomacal: Sensación de ardor en el pecho.
  • Regurgitación: El retorno de alimentos o líquidos al esófago.
  • Dolor Torácico: Malestar en el área del pecho.
Cambios en la Dieta

Evitar alimentos picantes y grasos, así como comer porciones más pequeñas.

Procedimiento mínimamente invasivo y de rápida recuperación. ¡Da el primer paso hacia tu bienestar!

Cirugia_de_Vesicula

Ventajas de la Cirugía de Hernia Hiatal

La laparoscopia se conoce como cirugía mínimamente invasiva. Permite que el tiempo que una persona tiene que pasar hospitalizado sea más corto, una recuperación más rápida, menos dolor y cicatrices más pequeñas que con la cirugía tradicional (abierta).

Pequeñas incisiones.
Mínimamente invasiva.
Mejor aspecto estético.
Menor dolor para el paciente.
Una recuperación más rápida.
Menor pérdida de sangre.

Requisitos para Operarse

(LO QUE INCLUYE EL PAQUETE Y REQUISITOS PARA OPERARSE)
Lo que Incluye el paquete de cirugía.
Cirugía ambulatoria.
Alimentación.
Monitoreo en sala de operaciones.
Monitores en sala de recuperación.
Sala de operaciones.
Honorarios de cirujanos y anestesiólogo.
Honorarios de personal de enfermeria.
Medicamentos al 100%.
Habitación Compartida.
Cuidados post quirúrgicos.
Son requisitos necesarios para la cirugía. (No incluye)
Consulta médica.
Exámenes pre operatorios.
Rx de tórax.
Riesgo quirúrgico cardiológico.
Endoscópia digestiva alta.
Manometría esofágica.
PH Metria 24 Horas.
Faja post operatoria.
Suspensor Mujer/Hombre.
Medias anti embolicas.

Preguntas Frecuentes

La hernia de hiato es una condición en la cual una parte del estómago se desplaza hacia el tórax a través del hiato esofágico del diafragma. Hay dos tipos principales:

  • Hernia deslizante (Tipo I): Desplazamiento de la unión esofagogástrica hacia el tórax.
  • Hernia paraesofágica (Tipos II, III, IV): Desplazamiento de otras partes del estómago o incluso otros órganos abdominales hacia el tórax.

Las hernias de hiato son comunes, con las hernias deslizantes representando más del 95% de los casos. Las hernias paraesofágicas son menos comunes, representando aproximadamente el 5% de los casos.

  • Edad avanzada
  • Obesidad
  • Esfuerzo abdominal repetitivo
  • Tabaquismo
  • Historia de cirugía abdominal
  • Hernia deslizante: Puede ser asintomática o asociada con síntomas de enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE) como acidez, regurgitación y disfagia.
  • Hernia paraesofágica: Dolor epigástrico o subesternal, plenitud posprandial, náuseas y arcadas. En casos graves, puede causar vólvulo gástrico, sangrado, obstrucción o estrangulación.
  • Trago de bario: Determina la anatomía y el tamaño de la hernia.
  • Endoscopia superior: Visualiza la longitud axial de la hernia.
  • Manometría de alta resolución (HRM): Detecta la separación entre el diafragma crural y el esfínter esofágico inferior.
  • Radiografía de tórax, TC, MRI: Revela niveles hidroaéreos retrocardíacos en hernias paraesofágicas.
  • Hernia deslizante: Separación mayor de 2 cm entre la unión esofagogástrica y el hiato diafragmático en trago de bario.
  • Hernia paraesofágica: Visualización de parte del estómago herniada en trago de bario o endoscopia.
  • Esofagitis
  • Trastornos de la motilidad esofágica
  • Dispepsia funcional
  • Enfermedad de las arterias coronarias
  • Úlcera péptica
  • Hernia deslizante: Tratamiento de ERGE con medicamentos o cirugía antirreflujo en casos refractarios.
  • Hernia paraesofágica: Reparación quirúrgica en pacientes sintomáticos o con complicaciones como vólvulo gástrico o estrangulación. Se requiere reparación urgente en casos de sangrado incontrolado, obstrucción o compromiso respiratorio
  • Monitoreo del dolor: Uso de analgésicos según necesidad.
  • Monitoreo respiratorio y cardíaco: Importante en la recuperación inicial.
  • Dieta progresiva: Inicio con líquidos claros y progresión a sólidos según tolerancia.
  • Vólvulo gástrico
  • Sangrado gástrico
  • Obstrucción gástrica
  • Estrangulación y perforación
  • Compromiso respiratorio
  • Etapa asintomática: No requiere tratamiento.
  • Etapa sintomática: Tratamiento médico o quirúrgico según la severidad y tipo de hernia.
  • Pronóstico: Generalmente bueno con intervención adecuada. La reparación quirúrgica de hernias paraesofágicas reduce el riesgo de complicaciones graves.